ePrivacy and GPDR Cookie Consent by Cookie Consent

¿Cómo pintar madera? Mira....

¿Cómo pintar madera? Mira....

¿Quieres saber cómo pintar madera como un auténtico profesional? A veces nos encontramos con algunos desperfectos en casa y nos resulta más sencillo y rápido arreglarlo nosotros mismos. Conocer todos los secretos para pintar este material nos ayudará también a darle un toque nuevo a nuestro hogar.





Cómo pintar puertas de madera





Las puertas son una de las partes que más destacan en casa. Es por este motivo que escoger una nueva pintura para madera adecuada para la puerta es fundamental para que esta combine con el resto de la decoración. Una vez hayas escogido el color adecuado debes seguir estos pasos:





Antes de pintar





Lo primero que harás será preparar la puerta. Para ello tendrás que proteger el pomo y cualquier otro adorno (por ejemplo, el cristal si lo tiene), bien con cinta de carrocero o bien desmontándolo. Delimita con cinta los márgenes de la puerta para no manchar la pintura de la pared.





A continuación es muy importante que lijes la madera, ya que así evitarás un resultado con imperfecciones y conseguirás una pintura mucho más duradera. No olvides tomar precauciones extra si se trata de una puerta expuesta a las condiciones meteorológicas adversas, como el viento o la lluvia.





Aplicando la pintura





Una vez hayas preparado tu puerta de madera, llega la hora de mojar el rodillo y ponernos manos a la obra. Para ello asegúrate de hacer capas de pintura finas, evitando texturas extrañas en la superficie, y pinta de abajo hacia arriba. Si estás usando un rodillo querrás echar mano de una brocha para llegar a todos los huecos y cubrir todos los detalles de tu puerta.





Tras la primera capa deberás dejar secar la pintura. En muchos casos una hora es suficiente, pero es mejor que te guíes por las instrucciones de la marca. Una vez seca tendrás que volver a lijar antes de dar una segunda capa de pintura.





El toque final





A la hora de pintar puertas en madera debemos prestar atención también a los pasos finales. Tras la segunda capa de pintura es recomendable que vuelvas a lijar, para dejar un acabado liso y suave. Dependiendo del acabado de la pintura que hayas conseguido puedes dar una última capa de barniz para conseguir un resultado brillante. 





Finalmente, no olvides sacar la cinta de carrocero con mucho cuidado para no saltar la pintura. Vuelve a colocar todos los detalles de la puerta una vez haya secado la última capa y quedará lista para empezar a usarla de nuevo.





Ahora ya conoces cómo pintar madera para obtener los mejores resultados. Anímate a darle un lavado de cara a tu casa y prueba a cambiar los colores de las puertas ¡Verás lo bien que quedan¡

Categorías: Puertas Puertas Correderas Puertas Lacadas de Colores

Siguiente ¿Cómo decapar la madera?